El director norteamericano Steven Soderbergh (“Ocean´s Eleven”, 2001) utilizó el formato Canon XL en la grabación de su película de bajo presupuesto “Full Frontal” (2002) demostrando que en el mundo del cine, los 35 milímetros forman parte del pasado. Las cámaras Mini-DV, sobre todo las más pequeñas, son capaces de grabar en una pequeña cinta imágenes de una calidad considerable. La calidad mejora si las cámaras ofrecen 3CCD. Una de las primeras Mini-DV usadas en una película fue el modelo Sony VX-1000, empleada por el director Spike Lee para filmar “Bamboozled”(2000).

Las cámaras de cine digital Sony CineAlta (XDCAM EX) sustituyeron a sus antecesoras, las todo-terreno Betacam. Panasonic con su cámara P2 y el sistema VariCam para cine ofreció un dura competencia a Sony, sin olvidarnos de las cámaras de alta definición de Thompson que también presentan batalla dentro del sector. James Cámeron, director de “Terminator 2” (1991) y “Titanic” (1997), es un ferviente defensor de la tecnología digital junto a George Lucas, que filmó “Star Wars episodio III, la Venganza de los Sith” (“Star Wars Episode III, the Revenge of the Sith” (2005) con la cámara más avanzada de la serie CineAlta, el modelo HDW950, con una resolución de 1920×1080 píxeles por fotograma. Este sistema ofreció la posibilidad de poder proyectar la película en cines equipados con proyectores digitales donde no existe ninguna impureza, la imagen no parpadea ni se mueve y la definición de imagen y sonido es espectacular. Actualmente ambos directores están experimentando en el campo de las tres dimensiones junto con el músico francés Jean Michel Jarre, pionero de la experimentación electrónica y creador de los macro-conciertos más espectaculares que se han realizado hasta la fecha. El DVD “Oxygène 30 years, Live in Your Living Room”, se filmó utilizando la nueva tecnología llamada “Stereoscopic 3D Film” y poco a poco, directores tan populares como Robert Zemeckis (“Beowulf”, 2007) se están pasando al campo de las tres dimensiones fuera del formato IMAX.

Jean Michel Jarre ha utilizado para grabar sus últimos conciertos la nueva cámara Thompson Viper FilmStream, que ofrece la misma resolución y los mismos fotogramas por segundo que la cámara HD CineAlta. Captura las imágenes sin comprimir, pero estas pueden ser comprimidas una vez se pasen a cinta o disco en la sala de montaje. La Thompson Viper FilmStream se utilizó por vez primera para rodar el cortometraje “Indoor Fireworks” (2003), del director Rudolf B. En el año 2004, Michael Mann estrenó “Collateral”, interesante thriller protagonizado por Tom Cruise y Jaime Fox convirtiéndose en el primer director que filmó un largometraje utilizando la nueva Thompson Viper en Collateral. Una de sus grandes virtudes es la capacidad de grabar imágenes con niveles de luz muy bajos, lo que permitió que gran parte de “Collateral” se pudiera grabar en las calles de Los Angeles, de noche y sin la necesidad de usar pesados equipos de iluminación artificial.

La Arriflex ofrece una resolución de 1920×1080 píxeles. Por ultimo, la nueva cámara Red One es la última propuesta de la RED Digital Camera Company con una resolución de más de 4250×2540 píxeles. La cámara utiliza un sensor adaptable a una lente de una cámara analógica de 35 milímetros.
Una marca tan representativa como Panavisión no podía ser menos y en el 2004 presentó una auténtica joya dentro del cine digital, su nueva cámara Genesis. Nacida para competir con las CineAlta de Sony, las cámaras Genesis ofrecen una resolución de 1920×1080, muy parecida a la de sus antiguas predecesoras con la diferencia de utilizar un sistema de cinta parecido, pero con un sensor CCD de la misma medida que una cámara tradicional de 35 mm. Gracias a este sistema, la Génesis permite una serie de ventajas como el intercambio de objetivos con las cámaras tradicionales o el hecho de obtener control muy similar sobre la profundidad de campo. La Genesis de Panavision se ha utilizado para rodar “Superman Returns” (2006) del director Brian Singer, “Flyboys” (2006) o la cuarta parte de la serie “Scary Movie”, que recibió críticas negativas a nivel de su calidad de imagen pues el director mezcló imágenes filmadas con la nueva cámara digital con otras grabadas en 35 milímetros. A finales del año 2005, las nuevas cámaras Arriflex D-20 vieron la luz. La novedad mas significativa de la Arriflex es el tamaño y su modelo de sensor no convencional. La cámara viene equipada un sensor CMOS de la misma medida que el de una cámara analógica profesional de 35 milímetros permitiéndole utilizar las mismas lentes, abarcar el mismo campo de visión y lograr la misma profundidad de campo que una cámara tradicional.

Share →

Deja un comentario